Guía de litigios en Estados Unidos

Esta guía de litigios en Estados Unidos quiere ayudar a las empresas extranjeras que hacen negocios en o con Estados Unidos a desenvolverse mejor cuando se presenta un litigio en Estados Unidos.

Los conflictos o demandas en el ámbito empresarial suelen derivar de disputas entre personas o empresas. Normalmente estas demandas pasan por distintas fases: alegatos, presentación de pruebas, juicio y, posiblemente, una apelación. Sin embargo, las partes pueden detener este proceso llegando a un acuerdo voluntario en cualquier momento. La mayoría de los casos se resuelven antes de llegar a juicio. El arbitraje es a veces una alternativa a la realización del juicio.


Alegatos
. Cada una de las partes de una demanda presenta los documentos iniciales, conocidos como «alegatos». Los alegatos explican al Tribunal la posición de cada una de las partes.


La denuncia.
 El litigio comienza cuando el demandante presenta una demanda ante el tribunal y entrega formalmente una copia de la demanda al demandado. La demanda describe lo que el demandado hizo (o, en algunos casos, no hizo) y que supuso un daño para el demandante, y establece la base legal para responsabilizar al demandado de dicho daño.


La respuesta. 
El demandado dispone de un plazo determinado para presentar su respuesta a la demanda. La respuesta establece cuál es la posición del demandado en el conflicto. El demandado también puede presentar una contrademanda al demandante, alegando que el demandante ha perjudicado al demandado y, por tanto, que debe ser considerado responsable de ese daño. En algunos casos, en lugar de presentar una respuesta o una réplica, el demandado puede solicitar que el demandante aclare o corrija deficiencias en sus argumentos de hecho o en los principios jurídicos de su demanda, o puede pedir al tribunal que desestime parte o la totalidad de la demanda. Esto puede dar lugar a la modificación de la demanda o de la respuesta. Una vez que las partes han completado la demanda, la respuesta y cualquier contestación adicional, se entiende que se han definido las cuestiones que debe resolver el tribunal. El demandado suele tener 21 días para presentar su respuesta a la demanda, pero lo habitual es que se tarde algunas semanas más y que el tribunal permita ese retraso.


Presentación de pruebas
. La preparación rigurosa del caso es fundamental a la hora de tener éxito en cualquier litigio en Estados Unidos. El discovery es el método mediante el cual las partes recopilan información relevante de cada una de ellas o de terceros. La investigación jurídica, la revisión y organización de los documentos y las entrevistas con los testigos ayudan a los clientes y a sus abogados a evaluar los fundamentos de las demandas y las defensas. El grado de necesidad de estos y otros pasos viene determinado por los hechos controvertidos del caso.

Normalmente la presentación de pruebas es la parte más larga del caso. Comienza poco después de la presentación de la demanda y a menudo no se detiene hasta poco antes del juicio. Durante la presentación de pruebas, las partes se preguntan entre sí y a terceros información sobre los hechos del caso. La información se obtiene formalmente mediante preguntas escritas (conocidas como «interrogatorios»), solicitudes de copias de documentos y solicitudes de admisión (que piden a una parte que admita o niegue las declaraciones de los hechos). Otro método clave para obtener información es realizar declaraciones (o deposiciones) en las que los abogados de las partes interrogan a los testigos bajo juramento y las respuestas de los testigos son grabadas por un taquígrafo judicial. Las declaraciones se utilizan para obtener más información sobre los hechos de un caso y sobre lo que los diferentes testigos afirman que ocurrió. Las declaraciones también pueden utilizarse en el juicio para mostrar inconsistencias en la historia de un testigo o para cuestionar su credibilidad. A veces, también puede utilizarse en el juicio el testimonio grabado de una declaración, en lugar de contar con la presencia de un testigo que no puede asistir al juicio en persona.


Peritos en calidad de testigos.
A menudo una demanda o una defensa requieren el apoyo de peritos en calidad de testigos para explicar información técnica o validar un alegato. Pueden ser necesarios uno o más peritos para testificar acerca de la conexión entre la conducta del demandado y la pérdida sufrida por el demandante, o la existencia y el importe de los daños del demandante. Los peritos colaboran estrechamente con los representantes y abogados de una parte para preparar su caso.

Mociones.  Antes del juicio, las partes pueden utilizar mociones para pedir al tribunal que se pronuncie o actúe. Las mociones suelen referirse a la ley o a los hechos del caso, pero a veces buscan aclaraciones o la resolución de desacuerdos de procedimiento entre las partes. Algunas mociones, como la de juicio sumario, piden al tribunal que desestime parte o la totalidad del caso del demandante o de la defensa del demandado, resolviendo cuestiones sin necesidad de ir a juicio. Otras mociones pueden pedir al tribunal que ordene a una de las partes que presente documentos o que excluya pruebas del juicio.

Manejo de los tiempos.  La duración de una demanda depende de los hechos controvertidos del caso, de la cantidad de pruebas que haya que verificar, y de la programación del tribunal y de su disponibilidad. Las partes, guiadas por las reglas de procedimiento judicial, suelen decidir el calendario de plazos para la presentación de pruebas. Las fechas del juicio las fija el tribunal. El calendario y la programación de plazos son distintos si se trata de tribunales estatales o federales. Normalmente toma unos dos años desde la presentación de la demanda hasta el juicio. La mediación del conflicto o el acuerdo antes de la fecha del juicio son habituales. Alrededor del 98 % de los litigios comerciales se resuelven antes del juicio.

Juicio. En el juicio, las partes presentan pruebas en apoyo a su demanda o defensa ante un jurado y/o un juez. Inmediatamente antes del juicio, cada parte entrega al juez un documento, llamado «escrito» (brief), que resume los argumentos y las pruebas que se utilizarán en el juicio. Algunos juicios, conocidos como «juicios sin jurado», no cuentan con la participación de un jurado y el juez es el único que resuelve el caso. Otros juicios cuentan con jurado: en este tipo de juicios, ambas partes interrogan de manera preliminar a las posibles personas que formarán parte del jurado, durante un proceso de selección conocido como «voir dire». Una vez que comienza el juicio, cada parte presenta su resumen del caso en un alegato inicial. A continuación, las partes presentan las pruebas. Cada parte puede llamar a testigos o presentar documentos y pruebas de apoyo en favor de sus argumentos. Después de llamar e interrogar a cada testigo, la parte contraria tiene la oportunidad de volver a interrogarla. Primero presenta las pruebas el demandante, y luego el demandado. A veces, se permite al demandante presentar pruebas adicionales, llamadas pruebas de refutación —una prueba aportada para refutar la del oponente—, después de que el demandado haya terminado de presentar su caso. Una vez presentadas todas las pruebas, las partes presentan sus alegatos finales. Tras los alegatos finales, el tribunal instruye al jurado sobre la legislación aplicable a las pruebas. A continuación, el jurado delibera y llega a una decisión o veredicto.

Después del veredicto.  Una parte puede impugnar el veredicto del jurado. Los errores de derecho cometidos por el tribunal de primera instancia o que el jurado no haya tomado en consideración la ley o las pruebas son razones habituales para impugnar el veredicto del jurado. Una moción para que se dicte una sentencia a pesar del veredicto pide al tribunal que no se tenga en cuenta el veredicto del jurado y que se dicte un nuevo fallo. Una moción para un nuevo juicio pide al tribunal que anule el veredicto del jurado y ordene un nuevo juicio del caso.

Costos y honorarios. La parte que gana el juicio suele presentar una moción solicitando al tribunal que ordene a la parte perdedora el pago de los costos de la parte vencedora en la tramitación o defensa del caso. Los costes recuperables se definen por norma, estatuto o acuerdo privado y generalmente no incluyen los honorarios de los abogados. Los costes recuperables rara vez cubren todos los gastos en los que incurre una parte durante el juicio. Algunos estatutos y contratos también permiten a la parte ganadora solicitar a la parte perdedora el reembolso de los honorarios de sus abogados.

Read More

Sin categorizar