América Latina

Hands Shaking Icon

Al igual que con Asia, conviene hablar de América Latina como de una región, pero es mejor aún entenderla como un conjunto de estados vinculados geográficamente, donde algunos de ellos son económicamente fuertes, y otros —por razones de mala gobernanza– han sufrido mucho.

Ahora mismo, las economías más potentes de América Latina son Brasil, México, Chile y Colombia, y casi todas las buenas noticias económicas y de crecimiento provienen de esos países.

En 2019, la IED en América Latina y el Caribe creció un 10 % hasta 164 mil millones de dólares, y Brasil registró un aumento del 20 %, hasta 72 mil millones de dólares. La fabricación y los servicios fueron los principales objetivos de las inversiones de capital extranjero a nivel regional, y el sector manufacturero de México representó la mitad de los 32.900 millones de dólares de sus entradas de inversión extranjera directa (IED). Además, en 2019 también Colombia experimentó un fuerte crecimiento de la IED, recibiendo 14,5 mil millones de dólares en inversión, un aumento del 25,6 % con respecto a 2018, y Chile que recibió 11,4 mil millones de dólares en IED, un aumento del 62,9 % con respecto a 2018. El IED de Perú también creció significativamente —en un 37,1 % con respecto a 2018, recibiendo un total de 8,9 mil millones de dólares.

En general, América Latina compra cuatro veces más mercancías a Estados Unidos que China. A pesar de que el comercio estadounidense con Latinoamérica disminuyó el año pasado en un 10 %, su comercio con China se redujo más del 25 %. La guerra comercial entre Estados Unidos y China ha catapultado a México mucho más allá de China como socio comercial de Estados Unidos, y a medida que las empresas internacionales buscan diversificar sus cadenas de suministro, México ofrece cercanía a los mercados estadounidenses, una moderna infraestructura, acceso marítimo para distribución internacional y una dotación de personal altamente instruido, capacitado y cualificado.

Con 1,3 mil millones de dólares, la economía mexicana es la segunda más grande de América Latina y la 15ª más grande del mundo. México ocupó en 2019 el primer lugar entre los socios comerciales de Estados Unidos, con un valor comercial bilateral de 614,500 mil millones de dólares, contando con un stock de inversión extranjera directa (IED) bilateral y recíproca de 144 mil millones de dólares, siendo además el primer o segundo destino de exportación más importante para las comunidades comerciales de 27 estados de Estados Unidos.

Brasil, con una economía de 1,8 mil millones de dólares, es la más grande de América Latina y la novena más importante del mundo, siendo Estados Unidos el segundo socio comercial más grande de Brasil, con un comercio bidireccional de mercancías y servicios por un valor estimado de 105,1 mil millones de dólares en 2019. Estados Unidos es el segundo mercado de exportación más grande de Brasil, y en 2019 la IED estadounidense en Brasil fue de 81,7 mil millones de dólares, liderada por las industrias manufactureras, financieras y aseguradoras, y la minería.

Hay muchas oportunidades en América Latina, pero sin duda, el problema económico más grande en la mayoría de sus mercados es el debilitamiento de sus estados de derecho.

Apoyamos los negocios de nuestros clientes, de distintos sectores y en toda la región, a través de la redacción de contratos bilingües detallados, asegurándonos de que su propiedad intelectual e industrial esté protegida y realizando una debida diligencia rigurosa y exhaustiva. Asimismo, asesoramos en la constitución de sociedades, el cumplimiento normativo, el financiamiento de operaciones y las asociaciones con empresas o particulares locales. Igualmente, hemos resuelto con éxito innumerables controversias legales entre entidades de distintos países.

Harris Bricken está presente in situ tanto en Ciudad de México como en São Paulo, las capitales de las dos economías más importantes de América Latina y desde donde nuestros abogados gestionan los asuntos legales de los clientes de toda la región y con el apoyo de importantes contactos en el ámbito jurídico-empresarial.

 

Adrián Cisneros Aguilar supervisa el trabajo del bufete de Harris Bricken en México, desde donde asesora a empresas en cuestiones jurídicas transfronterizas entre Estados Unidos y México. También asiste en temas legales relativos al cannabis, en asuntos de empresas latinoamericanas y europeas en China relacionadas con el derecho internacional, y empresas locales que realizan transacciones comerciales nacionales e internacionales.

Rodrigo Guedes Nunes dirige nuestra oficina de Brasil, utiliza su experiencia jurídico-empresarial —combinada con una agenda de contactos muy completa y un vasto conocimiento de América del Sur— para ayudar a empresas de todo el mundo a realizar negocios en Brasil, Argentina, Paraguay y Uruguay.

Tanto Adrián como Rodrigo tienen una enorme experiencia en la región Asia-Pacífico, además de una sólida trayectoria haciendo puentes para las empresas con sede en Asia y Australia hacia Sudamérica y, sobre todo en el ámbito de la negociación de contratos y el arbitraje, y en procesos de debida diligencia.

En América Latina, Harris Bricken entiende la ley, el sistema legal, el entorno normativo y el contexto comercial internacional más amplio, y nuestro asesoramiento tiene en cuenta todos estos elementos al tiempo que ayudamos a nuestros clientes a desarrollar estrategias ganadoras.